En busca del knock out

0
5

Luis Gerardo Méndez vuelve a la cartelera este viernes con el estreno de “Bayoneta”, filme dirigido por Kyzza Terrazas. En la cinta el histrión mexicano encarna a un boxeador retirado prematuramente, viviendo el autoexilio en Finlandia y viviendo serios problemas económicos.

En entrevista, Luis Gerardo comenta que lo que lo convenció de sumarse al proyecto fue  “todo”, comenzando por su papel: “El guion me gustó mucho, pero sobre todo me emocionó mucho la posibilidad de interpretar a un boxeador. Lo que más me gusta de mi trabajo es la posibilidad de explorar universos que no conozco. En ese sentido un boxeador es lo más diametralmente opuesto a mí. Me entusiasmó hacerlo”.

Cabe señalar que el tono de la cinta se aleja de los papeles que lo han hecho famoso: “Me emociona mucho, es un cine muy distinto al que la gente conoce de mí. Y al que la gente asiste en México, es una cinta muy particular en términos de estructura, de temática, de la energía y del espíritu. Es algo novedoso. Me emociona que la gente lo pueda ver, me conocen más por proyectos mediáticos, ‘Club de Cuervos’ o las comedias. Pero este cine es el que más me gusta hacer y el que más me gusta ver”, asegura.

Su relación con el box como espectador o practicante “Era nula. Veía peleas con mis amigos, cuando había peleas importantes. La idea de ver a dos hombres partiéndose la cara no me parecía atractiva. Ahora ha cambiado, tengo un respeto profundo por los boxeadores, por lo que hacen y por lo que representa su trabajo en el ring. Para muchos jóvenes representa una puerta de salida a muchas cosas, a la pobreza, a un ambiente tóxico. Me parece conmovedor y respetable que estos jóvenes salgan adelante a partir de lo que saben hacer: defenderse”.

Las trasformación

Interpretar a un boxeador le representó un reto físico al histrión, pues: “Fueron cinco meses de entrenamiento, no solo había que verse como boxeador, tenía que aprender a moverme como boxeador. No aprender a boxear, no se aprende en cinco meses, pero sí a actuarlo frente a la cámara. Fue complicado porque es algo a lo que no estaba acostumbrado”.

Para ello, Luis Gerardo colaboró con expertos del ring: “Trabajé con un equipo de profesionales del box. Ramón Euroza, que fue sparring de Julio César Chávez durante muchos años. Él y su equipo fueron muy pacientes conmigo, fueron de mucha ayuda para el tema del entrenamiento físico pero también para entender la cabeza de un boxeador, qué lo motiva, cómo pelea. Ciertas cosas que me parecían fundamentales: el ring es el único lugar donde matar a alguien es legal”.

Más allá de lo físico, “Bayoneta” se remonta a un oscuro pasado del boxeador: “El tema de la culpa creo que es el tema central de la película: ‘Bayoneta’ habla sobre el box, pero sobre todo es un tratado sobre la culpa, sobre nuestros errores, nuestros fantasmas. Al final debemos encontrar nuestra propia congruencia, más allá de lo que dice la sociedad y la religión”, agrega.

Para Méndez, el trabajo del director Kyzza Terrazas “fue muy suave, es un director que tiene muy claro lo que quiere. Nos conectamos muy bien desde el principio: fue muy divertido. A pesar de que es una película bastante melancólica, nostálgica y oscura, la filmación fue muy divertida. Fue increíble trabajar en Finlandia, filmar a menos 20 grados, con increíbles actores finlandeses, todos son actores muy reconocidos, superestrellas en su país. Elevan la película a otro nivel”.

Hablar en otro idioma

Buena parte de “Bayoneta” se filmó en inglés, por el contexto de un mexicano en el extranjero: “Era algo muy orgánico, es la manera que un boxeador de Tijuana se comunicaría en Finlandia. Había que hacerlo así. Era mi primera película en inglés, era otro reto también. Es complicado actuar en una lengua que no es la materna. Es un trabajo doble, entender, que las palabras no suenen huecas, expresarnos en otra lengua. Me ayudó mucho a construir el personaje, la relación con los otros a través de un idioma que no es el suyo, que no domina. Las frases se vuelven más simples, creo que le da una personalidad particular a ‘Bayoneta’”.

Tras esta primera incursión en el séptimo arte en otro idioma, Luis Gerardo ya está en el casting de otros dos largometrajes en inglés: “Charlie’s Angels” (Elizabeth Banks) y “Murder Mystery” (Kyle Newacheck), donde comparte créditos con Jennifer Aniston y Adam Sandler.

De sus planes para el futuro, comentó: “Nunca había estado en un momento más incierto en mi carrera, se están moviendo mucho las cosas, están apareciendo proyectos interesantes a nivel internacional. Pero los personajes más interesantes por ahora están en español, en México y en Latinoamérica. Quiero encontrar un balance y hacer las cosas que me emocionan”, finaliza.